Buscar trabajo después de los 40
10/07/2020

Cómo buscar trabajo después de los 40

Blog de Empresa y Nuevas Tecnologías

Recomendaciones para buscar trabajo después de los 40

  • En primer lugar, actualiza tu currículum vitae.

Si pasaste mucho tiempo en tu anterior trabajo es más que posible que se haya quedado desfasado y anticuado. Algunos consejos al respecto:

  • Prueba con un currículum por competencias.

Además de mencionar tu formación y tu experiencia profesional, en esta modalidad de currículum se destacan las habilidades que tienes. Por ejemplo, puede ser que seas una persona con gran capacidad de comunicación o con mucha habilidad analítica, resolutiva, muy reflexiva, etc. 

  • Valora también hacer un videocurrículum.

Es una buena manera para no pasar desapercibido. Actualmente hay herramientas gratuitas que te permiten hacer la grabación y los títulos y subtítulos que quieras poner. En esta versión del currículum es recomendable trabajar antes un guion. Y, en el momento de registrar el video, debes de ser sintético, cuidar la dicción al hablar, presentarte con buena imagen y no olvidar ser creativo.

  • No te olvides, además de las competencias clave que hayas desarrollado, de mencionar las soft skills.

En el terreno de las competencias de las plantillas hablamos de hard skills (habilidades duras) para referirnos a los conocimientos y destrezas específicas para desarrollar el trabajo. Por ejemplo, los conocimientos en un lenguaje informático determinado, la habilidad de saber montar y reparar un tipo de maquinaria, los conocimientos en anatomía en alguien del sector sanitario, etc. En el otro lado, tenemos las soft skills (habilidades blandas). Son competencias transversales, que pueden ser comunes a muchos sectores, oficios y profesiones. Estas habilidades podemos definirlas como personales y sociales: capacidad de liderazgo, trabajo en equipo, cortesía, gestión eficiente del tiempo, orientación al cambio, flexibilidad, empatía, gestión del estrés, asertividad, etc. 

 

Prepara la entrevista de trabajo. 

  • Conoce la organización para la que postulas tu candidatura.

Revisa sus datos principales. Es imprescindible que mires su página web y sus redes sociales, entre otros. Si puedes conocer quiénes son sus directivos y algún aspecto de su cultura e identidad corporativas, mucho mejor.

  • Haz previamente un buen ejercicio de autoevaluación.

En muchas entrevistas te preguntarán por las habilidades en las que destacas y tus puntos de mejora. Prepáratelo y argumenta siempre tus respuestas. Hazte un pequeño guion de tu experiencia y formación y practica verbalmente antes de la entrevista. En este caso de búsqueda de trabajo más allá de los 40, es importante que destaques habilidades ligadas a la madurez, a la templanza y a la experiencia. Tienes ventajas competitivas personales respecto otros candidatos más jóvenes. 

  • Adapta y actualiza tu currículum a las necesidades de la empresa. 

  • Prepárate previamente algunas preguntas típicas de entrevistas complejas.

En el contexto de la búsqueda de trabajo a partir de los 40 es importante que hayas practicado con preguntas sobre la edad: ¿Te sentirías cómodo si tu jefe fuera más joven que tú?, ¿y si fueras el mayor del resto del equipo, cómo verías la cohesión grupal?

  • Sé puntual. 

  • Adecua tu vestuario. 

  • Sé sincero/a.

La sinceridad siempre tiene réditos. Transmitir naturalidad, confianza y transparencia es imprescindible. 

  • Cuida la comunicación.

Argumenta tus respuestas. Utiliza correctamente estrategias de comunicación verbal y no verbal y olvídate de un registro demasiado coloquial y también de uno excesivamente académico que puede hacerte caer en un tono pedante. 

  • Sé proactivo/a.

Si tienes dudas sobre el puesto de trabajo puedes hacerlas de manera clara, amable y asertiva. 

  • Concéntrate en la entrevista. 

 

Sigue formándote de manera continua.

Te mantendrás actualizado y, a la vez, enviarás una señal a los potenciales seleccionadores sobre tu orientación a la mejora. Además, la formación supone también oportunidades de networking que pueden abrirte puertas.

 

No olvides tener presencia on line.

Muchos reclutadores navegan en las redes sociales para conocer el perfil 2.0 del candidato. Trabaja un buen perfil en Linkedin que sea dinámico y donde aportes contenido de calidad para el sector en el que quieres insertarte. Además, será una fuente de contactos que te puede proporcionar nuevas ofertas laborales. Otra buena red social es Twitter, donde se dan debates productivos de corte profesional. Cuida tu imagen 2.0 siendo siempre educado, no entrando jamás en descalificaciones en debates y siendo constructivo y cortés en todo momento. 

Aunque el mercado laboral es más duro con las personas a partir de cierta edad, no menos cierto es que tienes la posibilidad de poner en valor aspectos como la responsabilidad, la madurez, la estabilidad emocional y, por supuesto, el bagaje y experiencia laboral que tiene alguien de cierta edad en sus espaldas.

Si estás en esa franja de edad: ¡no te desanimes y trabaja duro, seguro que lo conseguirás! 

 

Comparte en:

Licenciada en Ciencias Económicas y Empresariales por la Universitat Pompeu Fabra. Posgrado en Fiscalidad y Tributación. Dedicada al mundo de la asesoría externa, asesorando los emprendedores.

analisis seguridad smartphonef
28/09/2020
Rubén Bellido

Cómo hacer un análisis de seguridad de tus dispositivos móviles

Los virus no son solo cosa de ordenadores, y es que cualquier sistema operativo, incluso el de nuestros teléfonos móviles es vulnerable a mil amenazas. Por eso en ...

evento digital
13/07/2020
Anna Mercadé

¿Tienen futuro los eventos en formato digital?

La transformación digital es una tendencia imparable y estamos asistiendo a la digitalización de muchos modelos de negocio y procesos que antes eran presenci

curso big data
16/06/2020
Thaís Balagueró

¿Por qué estudiar Big Data?

En este post hablaremos sobre los motivos principales por lo que deberíamos estudiar Big Data y es que es un término del que cada vez se está hablando más por sus ...