La influencia de los tests psicotécnicos en la selección de personal

La influencia de los tests psicotécnicos en la selección de personal

En un proceso de selección de personal es muy habitual usar test psicotécnicos para buscar información complementaria a la reflejada en el currículum o en la entrevista de trabajo. Son una herramienta útil para medir algunas competencias entre los participantes en el proceso de selección.

¿Qué son los test psicotécnicos en selección de personal?

Los test psicotécnicos son pruebas estandarizadas para obtener información del candidato/a en relación a cuestiones como sus aptitudes, inteligencia, capacidades, personalidades, intereses, valores, etc. La gran mayoría de las empresas españolas los usan en sus procesos de reclutamiento. En concreto suelen dividirse en:

  • Test de aptitudes. Tienen como objetivo medir capacidades intelectuales: la memoria, la competencia lingüística, la atención, la aptitud numérica o espacial, la inteligencia, el razonamiento, etc. Normalmente este tipo de exámenes se realizan en un tiempo máximo, por lo que se evalúa en función de la rapidez y del nivel de aciertos.
  • Test de personalidad. En este caso evalúan cuestiones ligadas con la personalidad. Cuestiones como el auto-control, la estabilidad emocional, el dinamismo, la proactividad y la iniciativa, la ambición, la adaptación a los cambios, la tolerancia a la presión, la capacidad de persuasión, etc. En este tipo de pruebas no suele haber un tiempo límite y no existen respuestas correctas o incorrectas. Serán mejores o peores en función del perfil predefinido del puesto de trabajo. Por ejemplo, si buscamos a un técnico comercial, miraremos en el test las características relacionadas con la expresividad, la extroversión, la sociabilidad, etc. Si buscamos un técnico contable, miraremos otras características como la capacidad de reflexión, la objetividad, la capacidad de permanecer calmado, etc.

Recomendaciones para abordar un test psicotécnico

Si estás en un proceso de selección, y te han citado para realizar alguno de estos exámenes, te brindamos una serie de recomendaciones:

Antes de realizarlos

  • Es conveniente que practiques con ellos. Los test de aptitudes se pueden trabajar, no tanto los de personalidad; pero sea como fuere siempre es positivo conocer la herramienta y a qué te vas a enfrentar el día que vayas a hacerlos a la empresa.
  • Practica la autoconfianza, ve a la prueba con una actitud positiva.
  • Experimenta con técnicas de concentración que puedan ayudarte a mejorar en esta habilidad.
  • El día de antes relájate, duerme suficiente y no abuses de sustancias estimulantes como la cafeína.

Cuando lo vayas a realizar

  • Lee tranquilamente y con atención las instrucciones. Normalmente, los examinadores suelen dar unos momentos al inicio para hacerlo y para contestar las dudas que puedan surgir. Es un tiempo que no se contabiliza en el tiempo de realización del test.
  • Seguidamente, está bien echar un vistazo general al test. Sirve para conformarte una idea clara de su extensión, complejidad y contenido. Te ayudará a dibujarte una posible distribución del tiempo, a calcular el tiempo en el que has de responder cada pregunta si se trata de un test de aptitud, etc.
  • Lee atentamente las preguntas. Se falla mucho por no leer de manera adecuada.
  • Mantén a raya tu concentración.
  • Si no sabes alguna pregunta, sáltala y vete a otras de las que sí sepas la respuesta.
  • En el caso de que sea un test de personalidad, sé lo más sincero/a que puedas. Estos test tienen incorporadas unas escalas de sinceridad y coherencia. Por tanto, no intentes cambiar tu personalidad.

¿Por qué son tant importantes para los departamentos de recursos humanos?

Al ser procedimientos estandarizados, igual para todos los participantes, ayudan al reclutador a evaluar y puntuar aspectos que, a priori, puedan resultar interesantes para el puesto a cubrir. Suponen, además, una técnica muy objetiva. Si se han diseñado de manera correcta, los resultados arrojarán información y detalles sobre el candidato que, a menudo, no pueden captarse en la entrevista de trabajo.  Además, son una técnica económica. Existen muchos test en el mercado que, incluso, incluyen la corrección a través de la web de la editorial correspondiente.

Para finalizar, comentaremos que los test psicotécnicos también tienen algunas desventajas. Debe contarse con algún experto/a en la plantilla de recursos humanos sobre esta técnica. Aunque puedan obtenerse los resultados a través de plantillas, deben saber interpretarse éstos. Si no se aplican correctamente, pueden inducir a error en la valoración de las candidaturas, etc.

Así, podemos concluir que los test psicotécnicos juegan un papel relevante en la selección de personal. Bien sean de aptitud como de actitud o personalidad, pueden poner de manifiesto puntos fuertes y débiles del candidato/a. Son una herramienta económica, pero exige que se sepa utilizar e interpretar. En definitiva, una prueba más dentro del proceso de selección que fije la empresa que, sin duda, deberá incluir otras partes: currículum vitae, entrevistas, dinámicas de grupo, perfil social 2.0, etc.

¿Tienes alguna experiencia interesante en la realización de psicotécnicos?, ¿algún consejo propio que pueda ayudarnos a enfrentarnos a ellos?

 

No te pierdas la infografía resumen, toma nota de estos consejos y realiza un test perfecto:

tests psicotécnicos selección de personal