Soft kills recursos humanos
29/05/2019

¿Qué son las soft skills en recursos humanos?

Recursos Humanos

 

En el terreno de las competencias de las plantillas hablamos de hard skills (habilidades duras) para referirnos a los conocimientos y destrezas específicas para desarrollar el trabajo. Por ejemplo, los conocimientos en un lenguaje informático determinado, la habilidad de saber montar y reparar un tipo de maquinaria, los conocimientos en anatomía en alguien del sector sanitario, etc.

En el otro lado, tenemos las soft skills que nos ocupan en este post (habilidades blandas). Son competencias transversales, que pueden ser comunes a muchos sectores, oficios y profesiones. Estas habilidades podemos definirlas como personales y sociales.

Estas habilidades blandas o soft skills son competencias que requieren de un aprendizaje diferente al de los conocimientos concretos del trabajo. Generalmente son procedimientos de aprendizaje más lentos y que entroncan con la personalidad y la actitud. Se trabajan más que en clases magistrales a través de sistemas como el coaching, el mentoring, las formaciones experienciales, etc.

 

¿Cuáles son estas soft skills?

Las soft skills incluyen habilidades y actitudes como las que se relacionan a continuación, más ligadas al cómo se desarrolla el trabajo que al qué se tiene que realizar.

  • Capacidad de liderazgo.

 

  • Trabajo en equipo.

 

  • Cortesía.

 

  • Gestión eficiente del tiempo.

 

  • Orientación al cambio.

 

  • Flexibilidad.

 

  • Empatía.

 

  • Asertividad.

 

  • Pensamiento crítico.

 

  • Gestión del estrés.

 

  • Poder de negociación y de persuasión.

 

  • Motivación.

 

  • Autoconfianza.

 

  • Orientación al cliente y a resultados.

 

  • Capacidad de comunicación.

 

  • Habilidades para la planificación.

 

  • Integridad.

 

  • Ética en el trabajo.

 

  • Etc.

 

Además, en los últimos tiempos, con la revolución digital y la incorporación de nuevas generaciones al mercado laboral, se han ido incluyendo algunas soft skills más. En la era omnicanal (en el ámbito de emisión y recepción de información), de las redes sociales y de la “adicción” a las pantallas, habilidades como la capacidad de concentración y de análisis se han incorporado en el listado de soft skills preferentes.

La importancia de las soft skills en el ámbito de los recursos humanos no excluye, de ninguna manera, las hard skills.

Para entendernos, sin conocimientos acreditados en medicina no podrás llegar a ser médico, pero sin soft skills es posible que no puedas dirigir grupos de investigación, que te promocionen a ser jefe o coordinador de un servicio, etc. En otros ámbitos aún será más importante. Si no tenemos un buen nivel de comunicación, si no tenemos capacidad de liderazgo y dirección, si no sabemos mediar ante los conflictos del equipo y no sabemos motivar, delegar y mejorar el compromiso de los equipos, no podremos alcanzar el éxito laboral.

 

¿Son todas las soft skills igual de importantes?

La respuesta es no. Aunque hay algunos estudiosos del tema que destacan algunas que son comunes para todo tipo de perfiles de trabajo: cortesía o integridad por ejemplo, no todas se requieren con el mismo nivel de importancia.

Por ejemplo, en el caso de un médico la capacidad de escucha activa es vital, puesto que parte del diagnóstico parte de los datos que pueda recoger de las conversaciones con el paciente o con la familia. La capacidad de análisis también será importante, así como la concentración para analizar con foco cada historial médico. Quizá no sea tan vital la flexibilidad o la capacidad de persuasión o negociación. Sin embargo, si se trata de un director de recursos humanos, la capacidad de comunicación, la de negociación y persuasión, la potencia de su liderazgo y el trabajo en equipo estén en el top ten de las soft skills requeridas.

 

¿Cómo puedo practicar las soft skills?

Antes de empezar, hay que hacer un sincero autoanálisis para ver qué áreas clave quieres trabajar y cuáles son tus puntos de mejora (por dónde empiezas).

Después, la estrategia de abordaje implica hacerlo de manera global:

  • Leyendo libros y artículos.

 

  • Practicando sin cesar: prueba, error y análisis.

 

  • Formándote tanto de manera presencial como on line.

 

  • Contratando un entrenador de habilidades sociales y personales.

 

En los últimos tiempos, las soft skills han cogido tanta importancia que, en las carreras universitarias, en los másters y en otras formaciones especializadas, han reservado espacios importantes para trabajarlas.

Las hard skills serían la condición necesaria, aunque no suficiente, para alcanzar ese puesto de trabajo que tanto deseas. Te dan paso a un proceso de selección (si no tienes la formación requerida no podrás acceder), pero son las soft skills las que te ayudarán a decantar la balanza a tu favor, sobre todo para brillar en la fase de la entrevista.

¿Cuáles son tus soft skills más potentes? Auto analízate como primer paso para tu mejora personal continua.

Comparte en:

Licenciada en Ciencias Económicas y Empresariales por la Universitat Pompeu Fabra. Posgrado en Fiscalidad y Tributación. Dedicada al mundo de la asesoría externa, asesorando los emprendedores.

Causas para la extinción de un contrato de trabajo
08/04/2020

Causas para la extinción de un contrato de trabajo

Qué es la extinción del contrato de trabajo, cuándo puede producirse y sus consecuencias son aspectos que abordaremos en el post de hoy. Un tema que a todos nos int...

Rescisión del contrato laboral: ¿Qué hacer en estos casos?
07/04/2020

Rescisión del contrato laboral: ¿Qué hacer en estos casos?

En el post de hoy vamos a hablar sobre qué deben hacer la empresa y el trabajador en caso de rescisión del contrato laboral que regía el acuerdo entre las partes. ...

Consejos para potenciar la inteligencia emocional en el trabajo
30/03/2020
Susana Chamorro

Consejos para potenciar la inteligencia emocional en el trabajo

Cada día se le da más importancia a contratar trabajadores que destaquen por su inteligencia emocional. Hoy veremos cómo impulsarla en el entorno laboral.